EL FUEGO

Pregunta: ¿Cuál es el significado del fuego en general y en relación con el ser humano?

Depende de que fuego va a ser analizado, ya que su naturaleza es diferente si se trata del fuego en el Cosmos, del fuego en la Tierra, o del fuego en un ritual. Aunque es el mismo elemento, pero su nivel de vibración es tan diferente, que su naturaleza ha cambiado por completo. El fuego como un elemento sagrado, podemos considerar que tiene tres aspectos:

  • – El fuego como medio para formar la materia.

  • – El fuego como medio para sostener la vida.

  • – El fuego como medio para transmitir una vibración

    EL FUEGO CÓSMICO

El aspecto que más concierne a los seres que viven en la Tierra es el calor del fuego, porque el calor del fuego es quien crea la vida. El calor del fuego cósmico es una especie de sustancia sutil, que logra desarrollarse, expandirse, manifestarse en planos cada vez más densos, y en esta sustancia, dado que hay movimiento, hay creación de un fuego más material.

Quiero decir que en ese fuego se crean los primeros átomos de vida. Es en el calor del fuego cósmico que se encuentra la reserva de átomos, la base misma de toda la existencia manifestada, ya que el calor es como una matriz.

(La ciencia actualmente declara que los átomos que componen los planetas, los seres vivos y en general todo lo que se manifiesta físicamente, se formó originalmente en las estrellas. Es por eso que en el versículo de la Biblia que dice: “pues polvo eres y al polvo volverás” (Génesis 3:19). El astrofísico agrega: “Cierto, el hombre está compuesto de polvo, pero de polvo ¡estelar!”)

Es una sustancia y también es una matriz. Un día, ese fuego con su total de átomos creados y al mismo tiempo no creados (debido a que inicialmente son creados al estado de principio, de arquetipo. El estado de átomos como los conocemos, solo se hará después cuando hayan sido proyectados al Universo). Entonces, un día ese fuego se acerca a la inteligencia que dirige la creación y va a ser absorbido, inspirado por el mental de un Ser superior, que ustedes llaman DIOS, dependiendo de si se está hablando de la creación un sistema solar o de un planeta.

Cuando  se va a exteriorizar el fuego sagrado, lo que va a salir ya no es más una sustancia calor, sino al contrario billones y billones de átomos que se vuelven físicos. Esotéricamente se dice que habiendo pasado por la inteligencia de ese Ser, han sido instituidos por este y saben la estructura que deben ejecutar como forma. Así se crean las formas físicas en el Universo.

(En el sistema solar, se puede suponer que el fuego cósmico es la energía que viene del sol, pero esto es sólo el aspecto más denso del fuego sagrado, porque el sol que vemos es solo un reflejo del verdadero sol, el cual se encuentra en otra dimensión.)

EL FUEGO DE LA VIDA

Cuando se considera el fuego en su sentido iniciático, ese fuego es revelador, se trata de la Luz divina. Ella es el poder del orden, pero por poder me refiero en el sentido de mental, de inteligencia capaz de concepción cósmica.

Es el mismo fuego que reside en ustedes, al nivel de los chakras. Es el fuego que irradia a través del chakra de la cabeza cuando la persona alcanza la iluminación. Es el fuego que utilizan los sanadores para curar. Es el mismo fuego que dirige a los elementos, cuando el hombre los domina por el poder que adquiere a través de su evolución. Es el fuego que tienen la tarea de desarrollar y controlar en ustedes.

(Por ejemplo, un testigo afirma que vio al Maestro Kuthumi encender un terrón de boñiga, simplemente soplando sobre él. [1]

En su forma más densa, es lo que se conoce en la India como prâna y en China como chi. En la actualidad, sigue siendo desconocido por la ciencia debido a su naturaleza sutil que lo hace indetectable a los instrumentos contemporáneos, pero es bien conocido por la sabiduría oriental desde tiempos antiguos.

Por ejemplo, la acupuntura opera a través de los canales de energía y no de los nervios, como mucha gente cree. Ciertas prácticas de chi-kung sirven para incrementar el manejo del chi, ya sea para sanar o para dañar, etc.)

EL FUEGO EN LOS RITUALES

El fuego que se puede encontrar en prácticamente todos los altares, ya sea de rituales religiosos (la misa), de rituales populares (fiesta de los muertos), o de rituales de magia (blanca o negra). Ese fuego físico tiene una irradiación hacia los planos sutiles y es capaz de purificar, pero solo si la intención de quien lo enciende es de purificar.

Es decir que el fuego en sí no tiene nada de especial, no conlleva un programa, no está estructurado contrario a los átomos, pero va a tomar la vibración de la intención de la persona que enciende la llama. Por ello sirve de soporte para el conjuro. Al encender una vela, ustedes encienden un fuego para llevar su mensaje, vuestra encantación, hasta los planos sutiles, ahí donde el fuego, justamente, por su irradiación, tiene acceso.

Unido a este fuego, hay una multitud de espíritus. Es por eso que dependiendo de la intención de hacer el bien o el mal, van a obtener la colaboración de espíritus elevados o bajos, quienes van a efectuar ese bien o ese mal. Por lo tanto, todo depende de su vibración interior. Si van a utilizar ese fuego para llamar a un ángel y enviarlo a hacer el bien, o si lo van a usar para llamar a un espíritu bajo y enviarlo a hacer el mal.

EL FUEGO COMO ELEMENTO

Como vimos, el fuego es sobre todo un soporte como cualquiera de los otros tres principales elementos (tierra, aire, agua), pero también existen otros elementos que también sirven de soporte como la sal, el aceite, el carbón, el incienso, etc. Cada elemento es un soporte que corresponde a una jerarquía de entidades sutiles a la que están asociados, ya sea desde la creación del mundo como es el caso para el fuego o el agua, ya sea más tarde por convención como es el caso para la sal o el aceite.

La sal y el aceite en sí mismos NO son la terminal física de una jerarquía de seres especializados. Pero debido a su tipo de vibración en el mundo sutil y por convención de un Iniciador y de un Iniciado, es toda una jerarquía de espíritus que trabajan gracias y a través de la sal y el aceite.

¿Por qué un elemento es la terminal física de una jerarquía de espíritus?

Hay que imaginar el plano físico como una especie de terminal en la que llegan a su término todas las energías cósmicas. Todas las energías que en su parte elevada son sutiles, en última instancia, conducen a algo físico.

Del mismo modo que la Jerarquía Blanca está compuesta por los Innombrables, los Arcángeles, los Maestros, los Guías y los humanos nobles. Existe también toda una jerarquía de espíritus, que en su aspecto más material está formada por los elementos. Cuyos, miembros más densos (conocidos como elementales o espíritus de la naturaleza) se presentán ante ustedes (cuando se da la ocasión) con una apariencia física. Lo que no quiere decir que esas formas existan tal como aparecieron.

Esas entidades existen principalmente en forma de vibraciones que se revelan al contacto del espíritu humano, en la forma descrita en las mitologías (gnomos, elfos, hadas, silfos etc.). Es el espíritu del elemento, o del árbol, o de la flor, que dependiendo de su naturaleza, tanto biológica, como química y vibratoria, exterioriza una forma que le corresponde.

Pastor (maestro de sabiduría, 11-09-86)

Be the first to comment on "EL FUEGO"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*